ASTRO SOLDADORAS S.A DE C.V
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Diferencias entre soldadura MIG y TIG

 
 
 
Al llevar a cabo los procesos de soldadura para mecanizar materiales, se pueden utilizar dos tipos de soldaduras: la MIG (soldadura con gas protector de metal) y la TIG (soldadura con gas tungsteno).

GMAW, comúnmente conocida como soldadura MIG, es un proceso de soldadura al arco en el que se establece un arco eléctrico entre un hilo y las piezas a soldar, produciendo la fusión y la unión de ambas.

La soldadura MIG (Metal Inert Gas) es un proceso de soldadura por arco, bajo gas protector con electrodo consumible. El arco se forma mediante un hilo continuo y las piezas a unir. Esta soldadura es intrínsecamente más productiva que la soldadura MMA, donde se pierde parte de la productividad cada vez que se produce una parada para reponer el electrodo. El uso de hilos para la soldadura MIG han aumentado entre un 80 y 95%.

Este tipo de soldadura es un proceso versátil, pudiendo depositar el metal a una gran velocidad y en todas las posiciones. Es utilizado en espesores pequeños y medios en estructuras de acero. También en aleaciones de aluminio donde se necesita de una gran resistencia de soldadura. El electrodo tubular de metal utilizado en la soldadura MIG sirve como material de relleno para la soldadura. El electrodo se consume durante el soldado de piezas.

La soldadura TIG (Tungsten Inert Gas) es un tipo de soldadura muy demandada y bien cotizada en el campo laboral. Usa corriente alterna y se caracteriza por el empleo de un electrodo permanente de Tungsteno. A veces lo podemos encontrar aleado con Torio o Circonio en porcentajes no superiores a un 2%. En la actualidad, el Torio está prohibido ya que es un elemento considerablemente perjudicial para la salud. El Tungsteno, debido a la elevada temperatura de fundición 3.410°C, apenas se desgasta tras un prolongado uso. Los gases más utilizados son el Argón y el Helio, o una mezcla de ambos.

La principal ventaja de TIG es la obtención de cordones más resistentes, dúctiles y menos sensibles a la corrosión que el resto de los procedimientos, ya que el gas protector impide el contacto entre el oxígeno y la atmósfera, y un baño de fusión. También permite obtener soldaduras limpias y uniformes debido a la escasez de humos y proyecciones.

Como inconveniente, podemos encontrar el flujo continuo de gas con la subsiguiente instalación de tuberías, bombonas, etc. Además, requiere una mano de obra muy especializada, lo que también aumenta los costes.

En el proceso TIG arco eléctrico que se establece entre el electrodo de Tungsteno y el metal base, es la fuente de calor que funde ambos y consigue la unión de las piezas al solidificarse el baño. El metal de aporte, si se usa, se alimenta manualmente en el baño de la soldadura cuando se suelda en TIG.

 
ASTRO SOLDADORAS S.A DE C.V - MATERIALES PARA SOLDADORAS